“Hay que defender el Aceite de Oliva con capacidad de respuesta”

Salir del inmovilismo en la producción del aceite de oliva, mejorar la defensa de nuestro aceite de oliva y conseguir una mayor capacidad de respuesta en el proceso de comercialización fueron algunas de las conclusiones que se alcanzaron durante la jornada organizada por UPA en el marco de Futuroliva 2014, bajo el título “La producción de aceite de oliva: Precio y mercado”, que tuvo lugar el pasado 31 de mayo.

La mesa redonda formada por el Secretario General de UPA-Andalucía, Agustín Rodríguez; el Director General de ANIERAC, Primitivo Fernández; el Presidente de Interóleo Picual Jaén, Juan Gadeo; y el Rector de la Universidad de Jaén, Manuel Parras, y moderada por Nieves Ortega, Directora de Olimerca, sirvió para poner de manifiesto la necesidad de la concentración de la oferta y la regulación de los mercados, elementos claves para conseguir que el sector olivarero vuelta a tener precio acordes a sus costes de producción y un lugar reconocido en la cadena de valor.

En este sentido, Agustín Rodríguez defendió la unión de las cooperativas, la regulación de los mercados y los precios justos. A su juicio, el gran déficit de la reforma de la PAC es no tener ninguna medida en esa dirección, porque los precios siguen siendo muy bajos haciendo que las dificultades en el primer eslabón sean cada vez mayores si tenemos en cuenta que los costes de producción no paran de subir.

Y cuando miramos al mercado, y vemos cómo crecen las exportaciones de forma exponencial, comprobamos que no es un problema de margen, porque todo el aceite que se vende fuera se hace por encima de los seis euros. Es un problema, por lo tanto, de estructuras de mercado, porque la gran distribución sigue interviniendo el mercado quedándose con el esfuerzo de cientos de miles de olivareros. El reto, afirmó, es buscar un reequilibrio en la cadena alimentaria que permita sitio a la producción y a la industria envasadora para que todos podamos seguir adelante en un sector clave para Andalucía, porque el aceite de oliva representa básicamente la economía de 300 pueblos en nuestra región.

El Secretario General de UPA-Andalucía insistió en que no hay un problema de margen, sino de reequilibrio de la cadena de valor que permita una situación razonable para la producción y para la industria envasadora.

Por su parte, el presidente de Interóleo Picual Jaén, Juan Gadeo, explicó cómo ha evolucionado la empresa en sus pocos años de funcionamiento y cómo la concentración de la oferta en una firma potente, con estructura y profesional, ha conseguido que los productores de aceite de oliva estén consiguiendo precios por encima de la media. Juan Gadeo adelantó, igualmente, que una vez consolidado el mercado de los graneles y de los costes, con la puesta en marcha de la central de compras, el siguiente reto de Interóleo es el envasado.

El director gerente de Anierac, Primitivo Fernández, afirmó que la situación es complicada porque el aceite de oliva supone un aliciente para determinadas políticas de la distribución, por lo que ya han denunciado en reiteradas ocasiones que hay una situación de desequilibrio en la cadena de valor. Por ello, Fernández apuntó que hay que seguir trabajando en conseguir la rentabilidad para los primeros eslabones de la cadena de valor.

En este sentido se refirió a la Ley de la Cadena Agroalimentaria como un instrumento válido que tiene que ayudar a la mejora, al equilibrio, a la transparencia de las relaciones comerciales que hacen mucha falta. Y confió en que dicha ley sirva, definitivamente, para regular el mercado y erradicar las políticas abusivas de la gran distribución.

Por último, el rector de la Universidad de Jaén, Manuel Parras, ahondó en la idea de asumir responsabilidades para cambiar nuestro destino y al mismo tiempo poner todos nuestros esfuerzos en la potenciación de la demanda y el consumidor, porque hemos demostrado que somos capaces de vender todo lo que producimos.

Desde Olimerca agradecemos la invitación de UPA-Andalucía y de Futuroliva a participar en este encuentro profesional de tan alta categoría.